ANDROTALK

Tu fuente de información sobre tecnología

Noticias

Samsung se desploma en Japón

Samsung-Galaxy-J-1024x576
Galaxy J, un S4 vitaminado exclusivo para Japón.

Si bien Samsung no tiene demasiados motivos de queja dado su liderazgo en el sector de la telefonía móvil, hay mercados que se le resisten bastante. Uno de ellos es Japón, donde acaba de sufrir un duro varapalo en ventas. Concretamente, Samsung ha vendido un millón de unidades de todo su extenso portafolio de modelos en el país del Sol Naciente en el tercer trimestre del año. Esto implica el cuarto trimestre consecutivo de caídas de ventas desde los más de dos millones que vendió el mismo trimestre del año anterior.

Las razones de este descenso son varias: en primer lugar, la saturación del mercado japonés juega en contra del modelo de negocio de gran volumen que tiene la empresa coreana. Además, buena parte de los featurephones japoneses cuentan con especificaciones muy superiores a los smartphones de gamas medias y bajas donde Samsung es protagonista. Contar con cámaras de hasta 13 megapíxeles con buenas ópticas, duraciones de batería muy buenas y uso fácil para niños y mayores hacen de un buen featurephone local una mejor opción que juguetes como un Galaxy Mini o un Galaxy Pocket.

También hay que tener en cuenta el resurgir de los fabricantes locales, que tras años de fracasos han empezado a despertar y lanzar buenos terminales con Android. En particular destaca Sony, que apunta a consolidarse en la tercera posición de marcas más vendidas mundialmente tras la propia Samsung y Apple. También Fujitsu, Panasonic y Sharp se mantienen en la lucha, aunque siguen pugnando sólo en el mercado local, sin atreverse a salir fuera.

Por otro lado, el mercado japonés está muy fuertemente dominado por las relaciones con las operadoras. Si bien Apple había logrado una buena cuota de mercado asociándose con operadoras más pequeñas, su reciente alianza con la más importante del país, NTT Docomo, ha mejorado mucho la visibilidad de los iPhone 5S y 5C, favoreciendo mucho las ventas de la empresa manzanera. También puede influir el que NTT Docomo sea un partner clave de Samsung en el sistema operativo Tizen, con lo que preferiría promocionar los teléfonos que vayan a salir con ese sistema en 2014 antes que los teléfonos de la gama Galaxy.

Parece claro que Samsung tendrá que reaccionar, ya que Japón es un mercado bastante importante en Asia. Quizá sigan con la tónica de ediciones exclusivas como el Galaxy J mostrado arriba, un cruce entre S4 y Note 3 con el tamaño del primero y las características del segundo (sin S-Pen), pero lo que sí está claro es que esa identificación de Samsung con Android a nivel mundial no se cumple en el imperio nipón.

Fuente | SamMobile

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.